Etiqueta: <span>transmisión</span>

como elegir la cantidad de platos, que plato debo elegir?
10 Abr

3, 2, 1 ¿Qué cantidad de platos deberíamos elegir para MTB?

Primero que nada hay que tener en cuenta de donde venimos. En los ’80 a la reconocida Shimano le llegaba un llamado desde California anunciándole que se estaba generando y creando el Mountain Bike y que necesitaban materiales particulares a la nueva disciplina que estaba dándose a luz.

historia del mountain bike

Desde ese primer momento y por venir del palo de las ruteras, las mountain bikes empezaron teniendo 2 platos, algo que luego y por las necesidades de modificar las relaciones entre cambios fue necesario agregar uno más, por lo que hacia los ’90 se desarrolló el primer plato Shimano XT con 3 engranajes. 

Con el correr de los años y la mejora de la tecnología las cosas han ido cambiando, hoy tenemos un montón de posibilidades y muchas personas no saben diferenciar las ventajas y desventajas de las distintas palancas. 

Primero que nada hay que entender que teniendo más engranajes tendremos más posibilidades de cambios. Si bien uno termina diciendo que su bicicleta tiene 24/27/30 cambios ya que tienen platos de 3 engranajes y 8/9/10 piñones atrás, esto es una simplificación, ya que los cambios efectivos son menos, dado que la cadena puede quedar muy cruzada en algunas relaciones. Hoy día, el plato de 3 engranajes solo viene en bicicletas menos específicas o de media gama para abajo, por lo que solo vamos a encontrar este trio en gamas de bicicletas bajas.

Los bi platos o mono platos ocupan hoy el sector de las bicicletas de gama media para arriba, y acá es donde nos tenemos que poner un poco más detallistas para elegirlos ya que una mala decisión nos costará dinero y malos ratos en el pedaleo, por lo que estaría bueno tener en cuenta: 

  1. Que tan entrenado estamos. Un mono plato tendrá menos posibilidades (aunque no muchas menos, ya lo explicaremos) pero siempre el tener menos cambios nos hará tener menos posibilidades de encontrar la relación exacta para nuestro cansancio. Si estás bien entrenado y sabés que podés aguantarte alguna que otra castigada en subida o viento en contra, un mono plato podría ser una buena opción. 
  2. Nuestra economía, el mono plato suele ser algo más costoso, además que es probable que dependiendo del terreno donde nos toque entrenar se pueda modificar el plato entre uno con más o menos dientes. 
  3. El peso. Es lógico que más material, nos dará más peso, por lo que con un bi plato tendremos unos 300 gr más aproximadamente.
  4. Los mono plato suelen traer 11-12 velocidades, mientras que los bi plato pueden tener 20-22 velocidades.
  5. Hay que tener en cuenta que de estas 20 velocidades hay algunas relaciones que por lo que explicábamos arriba, no sería prudente usarlas ya que la cadena quedará muy cruzada y en los bi plato las cadenas suelen ser más rígidas. Por lo que eliminando los 3 piñones de arriba para el plato grande, y los 3 piñones de abajo para el plato chico, los bi plato podríamos decir que estaríamos en condiciones de usar correctamente unos 14-15 relaciones distintas. Esta ecuación brinda 2-3 posibilidades útiles más que un mono plato de 11-12 piñones.
  6. Un solo plato, menos posibilidades de romper un engranaje, no necesitas shifter, no necesitas cable. Por lo que se reduce considerablemente las chances de rotura, y algunos gramos más.
  7. Modificación en la cadena, como mencionábamos las cadenas de monoplato suelen ser menos rígidas por lo que el desgaste puede ser mayor (menos kilómetros) pero las posibilidades de cortarla en competencia también menores.